Imagenes tristes con frases de la vida

por | octubre 18, 2018

Si por la noche lloras por no ver el sol, las lágrimas te impedirán ver las estrellas. (Rabindranath Tagore)

No hay nada más triste que la tristeza de un hombre alegre. (Armando Palacio Valdés)

Suavizar las penas de los otros es olvidar las propias. (Abraham Lincoln)

Cuando nos invade la pena, un día dura tanto como tres otoños. (Lê Thanh Tông)

El llanto es a veces el modo de expresar las cosas que no pueden decirse con palabras. (Concepción Arenal)

Sobre las alas del tiempo, la tristeza vuela. (Jean De La Fontaine)
La tristeza es un muro entre dos jardines. (Khalil Gibran)

Las lágrimas fueron puestas por Dios en los ojos para deshacer las penas del corazón. (José María De Pereda)

Más vale la pena en el rostro que la mancha en el corazón. (Miguel De Cervantes)

No hay mayor causa de llanto que no poder llorar. (Séneca)

Desprecia al hombre orgulloso que se avergüence de verter lágrimas. (Alfred De Musset)

La aflicción, como el herrero, nos forja a golpes. (Christian N. Bovee)

Se cree en la sangre que corre, y se duda de las lágrimas. (Alfred De Musset)

El desaliento es el suicidio del corazón. (Jean Paul Richter)

Muy a menudo, las lágrimas son la última sonrisa del amor. (Stendhal)

Nacemos con lágrimas, entre lágrimas transcurre nuestra vida y con lágrimas cerramos nuestro último día. (Ovidio)

El hombre desdichado busca un consuelo en la amalgama de su pena con la pena de otro. (Milan Kundera)

El hombre llora: he aquí su más hermoso privilegio. (Jacques Delille)

El lenguaje noble de los ojos es una lágrima. (Robert Herrick)

Nada expresa mejor nuestra aflicción que el no decir nada. (Richard Crashaw)

No es impropio el llanto en las grandes almas, antes bien indica el consorcio fecundo de la delicadeza en sentimientos con la energía de carácter. (Benito Pérez Galdós)

En un hombre bueno, el estar triste es impiedad. (Edward Young)

Guarda la tristeza para ti mismo y comparte la felicidad con los demás. (Mark Twain)

Hay gente que está tan triste como si lo supiera todo. (Chamfort)

Es sincero el dolor del que llora en secreto. (Marcial)

Frío e insípido es el consuelo cuando no va envuelto en algún remedio. (Platón)

El desánimo es una incredulidad. (Henri Frédéric Amiel)

El hilo de la vida se aflojaría si no fuera mojado con algunas lágrimas. (Pitágoras)

La carne esta triste ¡ay!, y yo he leído ya todos los libros. (Stéphane Mallarmé)

La tristeza no es, en muchos casos, sino la forma más refinada de la hipocresía. (Jakob Wassermann)

La tristeza, aunque esté siempre justificada, muchas veces sólo es pereza. Nada necesita menos esfuerzo que estar triste. (Séneca)

Ayer lloraba el que hoy ríe, y hoy llora el que ayer rió. (Miguel De Cervantes)

Cada lágrima enseña a los mortales una verdad. (Ugo Foscolo)

Cada vez que perdemos el ánimo, perdemos muchos días de nuestra vida. (Maurice Maeterlinck)

Lloramos al nacer por tener que entrar en este gran escenario de locos. (William Shakespeare)

Los hombres ricos en lágrimas son buenos. Apartaos de todo aquel que tenga seco el corazón y secos los ojos. (Johann W. Goethe)

Los ojos no pueden ver a Dios, sino a través de las lágrimas. (Victor Hugo)

Las lágrimas manan también a través del oro. (León Tolstoi)

Las tristezas no se hicieron para las bestias sino para los hombres; pero si los hombres las sienten demasiado se vuelven bestias. (Miguel De Cervantes)

Los que no saben llorar con todo su corazón, tampoco saben reír. (Golda Meir)

La única tristeza sin consuelo en la vida es la tristeza que se ha merecido. (Jacinto Benavente)

Las lágrimas son el refugio de las mujeres feas, pero la ruina de las bonitas. (Oscar Wilde)

Las lágrimas son el sagrado derecho del dolor. (Franz Grillparzer)

Tener con quién llorar aminora el llanto de muchos. (Vittorio Alfieri)

Una lágrima dice más que cualquier palabra. La lágrima tiene un gran valor, es la hermana de la sonrisa. (Alfred De Musset)

Una pena imaginada es más que acontecida. (Pedro Calderón De La Barca)

Las lágrimas son la sangre del alma. (San Agustín)

Las lágrimas son tal vez los amigos más desinteresados de nuestra vida. (Franz Werfel)

La felicidad es saludable para los cuerpos, pero es la pena lo que desarrolla las fuerzas del espíritu. (Marcel Proust)

No hay que preguntar si los que lloran tienen o no tienen razón, sino sencillamente hacer lo que se pueda para que no lloren. (Maurice Maeterlinck)

No sé yo que haya en el mundo palabras tan eficaces ni oradores tan elocuentes como las lágrimas. (Félix Lope De Vega)

Nos consolamos con poco, porque con poco nos afligimos. (Blaise Pascal)

Una vida en que no cae una lágrima es como uno de esos desiertos en que no cae una gota de agua: sólo engendran serpientes. (Emilio Castelar)

Cuando los hermosos ojos de una mujer se comienzan a velar con lágrimas, quien empieza a no ver claro es el hombre. (Achille Tournier)

Para la abeja laboriosa no hay tiempo de estar triste. (William Blake)

La pena, más que cordial, es un corrosivo para los males que no tienen cura. (William Shakespeare)

compartir
error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *